jueves, 22 de diciembre de 2016

Los enviados del turrón, cual hijos pródigos

N. me ha felicitado la Navidad. Para que luego digan que la gente no tiene espíritu navideño.
Un tío puede desaparecer dos meses y que su última conversación fuera para aclarar que no me debe explicaciones porque no somos nada.... pero cual enviado del turrón, aparece para felicitarte la Navidad. Y de paso te dice que tal vez no lo creas, pero que se acuerda mucho de ti.

Ains... hasta me provoca ternura. Más que nada porque ya no me afectan sus historias.

Por eso y porque soy quien soy. O soy como soy.
Así que le he dicho que gracias y que también me acuerdo de él. Le he deseado una feliz navidad.

Quizá en unos meses me diga que se alegra. De que le recuerde, digo.
Yo mientras sigo con mi vida.

7 comentarios:

Alma Baires dijo...

No imaginas cuánto disfrute a veces leyéndote...

Igual pasaba para dejarte un abrazo fuerte, muy fuerte, deseándote una muy Feliz Navidad... todo lo mejor para vos, menos no mereces!!!

Besotes Tatu bonita!

Tatu dijo...

Que te rías con mis escritos es un halago.... yo sigo bien. A ratos necesito quejarme pero como ejercicio de superación. No se si me entiendes. A veces necesitas dejar parte del peso de tu mochila para seguir andando.

Besossss y feliz navidad :)

guille dijo...

Que difícil es llegar aquí con el iPad y viajar con el de mesa no parece apropiado.

¿No era en navidad cuando tocaba desvelar los tatos?

Algunos se van porque creen que tienen algo mejor. La cruda realidad les enseña que no valoraron adecuadamente lo que tenían. Y quieren volver como si todo siguiera igual. Como si la vida de las personas se detuviera hasta que volviera.

Muy bien te lo tienes que estar pasando. Se me acabó tu presencia diaria.

Tatu dijo...

Jajaja, no te preocupes Guille. Yo se donde estás y entiendo que no pases por aquí.

Sip. Era Navidad. Yo siempre cumplo.

No se si tendrás razón.... yo creo que tal vez lo ven pero no van a cambiar por ello. Pero yo tampoco.

Oye.... no valen quejas. Siempre te leo pero no siempre comento. Son cosas que tienen que surgir :)

guille dijo...

No valen quejas?

Yo que me quería hacer el pobrecito, pero es tu culpa. Por haberme acostumbrado mal.

Tatu dijo...

Ahí le has dado, jajaja. La costumbre hace ley, que dicen por ahí.

guille dijo...

Tengo que decir y digo que -en mi caso- solo las consideradas buenas costumbres son las que se hacen ley.

Que me comentes cada día. Ley

Que no tenga dinero para hacer viajes como este cada mes. Costumbre a cambiar.